lunes, 11 de noviembre de 2019

Moroloco, Luis Esteban

¡Hola a todos!

¿Qué tal vais? Seguro que genial.

Yo sigo muy liado y por eso me paso para dejaros otra breve reseña. Esta vez se trata de Moroloco de Luis Esteban, autor que no conocía y que me ha sorprendido gratamente. El libro está editado por Suma de letras en tapa blanda y tiene 507 páginas.

El comisario de la Policía Nacional Gabriel Zabalza podía pedir el destino que quisiera, todos pensaban que cogería un buen destino, o al menos uno cómodo, sin embargo sorprende a propios y extraños eligiendo Algeciras, un punto caliente en cuanto a narcotráfico se refiere, por supuesto tiene sus motivos, pero dejaré que los decubráis leyendo la novela. Junto a Zabalza está su esposa, Pilar. Ambos llevan una tristeza infinita a sus espaldas al haber perdido a su hija Lidia en un accidente de tráfico. Afortunadamente tienen otro hijo, Yago, que les da motivos para vivir.

Por otro lado tenemos a Moroloco, el mayor traficante de hachís de Europa, conocido a ambos lados del Estrecho y con conexiones con los servicios secretos marroquíes, que hacen la vista gorda ante sus incursiones. Moroloco es un macho alfa, lo quiere todo, y se rige por su propio código de conducta. Ya ha amasado una inmensa fortuna, pero siempre quiere más, más dinero y sobre todo, más poder. Poder para regir los destinos de todos aquellos que viven a la sombra de todo lo que mueve económicamente en una zona deprimida y sin muchas salidas laborales, donde mucha gente depende de las narcolanchas, los alijos, los que vigilan y los que transportan, etc. Todo este vocabulario lo aprenderemos al leer la novela ya que tiene muchas palabras en "germanía" que es el argot en el que se mueven nuestros personajes. Junto a Moroloco está su esposa Halima, y su pequeño hijo. A pesar de todo lo que tiene, y como todos sabemos ya, el dinero no lo puede comprar todo, y tanto Rachid como su esposa guardan otra pena en el corazón.

La novela es muy entretenida, se lee muy rápido y tiene mucha acción. Casi se puede leer como si fuera el guión de una serie, y nos muestra los entresijos del mundo del narcotráfico, las relaciones entre narcos, entre policías, los buenos, que luchan contra los malos y los que se venden y se dejan comprar con grandes sumas de dinero para mirar para otro lado o favorecer activamente con información a los malos. Y utilizo este vocabulario adrede, porque esta es una novela de buenos y  malos, pese a que veces ni los buenos son tan buenos, ni los malos tan malos.

Para acabar de entrelazar todos los hilos narrativos añadimos además las relaciones de la prensa y la política con el mundo del narcotráfico, mas estrecho aún de lo que podríamos pensar. Y es que, el que esté libre de pecado que tire la primera piedra.

Novela muy aconsejable para disfrutar y que nos hace pensar si lo que narra, aparte de ser ficción puede tener visos de realidad, porque daría mucho miedo.

MOROLOCO, OCHO.

PD: Nada es lo que parece. Nadie es lo que parece.


lunes, 29 de julio de 2019

Naranja de sangre, Harriet Tyce.

Hola a todos.

¿Qué tal va la cosa entre ola y ola de calor?

Uno a punto de hacer la maleta para irse de vacaciones. Tenía un libro preparado para leer plácidamente junto al mar este mes de agosto, pero he tenido que cambiar de planes porque cometí el error de comenzarlo hace tres días y lo acabé hace dos. Se trata de Naranja de sangre de Harriet Tyce. El libro está editado en tapa blanda por Suma de letras y tiene 362 angustiosas páginas.

Alison vive en Londres, donde trabaja como abogada y celebra que le han dado su primer caso de asesinato. Vive con su marido Carl, que trabaja como terapeuta tratando todo tipo de adicciones y que se dedica al cuidado de la casa y de su hija Matilda, ya que su jornada laboral se ha visto drásticamente reducida y necesitan el sueldo de Alison para vivir. Parecen la familia ideal ¿verdad? pero nada mas lejos de la realidad. 

Alison bebe, mucho. Siempre hay una excusa, celebrar un caso ganado, relajarse tras una dura jornada laboral, etc. Después de trabajar todo el día y de celebrar mucho en el bar con sus compañeros que han terminado esa jornada a Alison le queda muy poco tiempo para dedicar a su familia y, tanto su hija, pero sobre todo, su marido se lo echan en cara de forma constante. Además, por si todo lo anterior no fuera ya suficiente fuente de problemas, Alison tiene un lío con un compañero de trabajo, Patrick. Patrick es el abogado principal en el caso de asesinato, Madeleine, está acusada de apuñalar a su marido hasta la muerte, a pesar, de que según dice, ella no recuerda nada, tan solo que se despertó al lado del cadáver ensangrentado con los gritos de la asistenta cuando los encontró a ambos en el suelo del dormitorio. 

Por si esto fuera poco hay alguien que está espiando a Alison y que le envía mensajes bastante inquietantes.

La historia se lee sola, la empecé para ver que tal era y cuando me di cuenta llevaba 180 páginas que leí sin darme ni cuenta. Tengo que decir que no he conseguido empatizar con ninguno de los personajes, y que solo me ha caído bien Matilda, que es la hija de seis años de la pareja. La atmósfera me ha parecido asfixiante, a veces sórdida y muy angustiosa, lo he pasado muy mal con Alison, viendo lo culpable que se siente por dejar de lado a su familia y por priorizar a su amante anteponiéndolo a su marido y su hija y que aunque siente que está mal, no puede hacer nada por evitarlo. He sufrido viendo la forma de beber de Alison, hasta perder el dominio de sí misma y alterar la realidad, perder la dignidad y caer finalmente sin sentido al suelo pegajoso de un bar o de los servicios de un tren tras un poco de sexo para satisfacer a su amante aunque no sea satisfactorio para ella. 

Al final me he encontrado con un libro que ha superado las expectativas que tenía, ya que es un buen thriller, o domestic noir que está mas en boga hoy día. Al día siguiente me leí el resto del libro, y tengo que decir que me ha gustado la historia, y sobre todo como está contada. Me ha gustado que no me hayan caído bien los personajes, prácticamente ninguno, y que a pesar de eso sufras con ellos y veas como no pueden hacer nada por evitar su destino y, sobre todo, lo que más me ha gustado (llamadme incoherente) ha sido lo que me ha hecho sufrir la atmósfera de la novela, la sordidez, la falta de dignidad y de amor propio, el tener que vender una imagen perfecta cuando ninguno somos así en realidad, y sufrir con cada página, y con unos personajes antipáticos y ver las injusticias que ellos cometen y las que comenten contra ellos. En esta novela la forma lo es todo, incluso más que la trama, que a pesar de ser buena, no dejaría de ser una novela más de esposa infeliz y sin embargo convierte la experiencia de leer este libro en algo irrespirable y que te hace pensar en nuestra sociedad aparente de primer mundo. Aviso: altamente adictiva.

NARANJA DE SANGRE, OCHO.

PD: Nunca te tomes esa segunda copa de vino... habrá más. 



jueves, 18 de julio de 2019

El retratista de los niños muertos, Manuel Aparicio Villalba.

Hola a todos.

¿Cómo va el verano?

Hoy os traigo una historia un tanto peculiar, se trata de El retratista de los niños muertos (En los tiempos del porvenir). El autor es Manuel Aparicio Villalba y el libro está editado en tapa blanda por Ediciones Alfar y tiene 354 páginas.

Lo primero que os comento es que nos dejéis llevar por el título, francamente, yo también pensaba que era otro tipo de libro cuando lo escogí, para los que penséis que se trata de novela negra, nada más alejado de la realidad. 

El libro cuenta la historia sobre todo de tres personajes, Gonzalo, Ché y Davinia. Nos situamos en los años de la dictadura de Primo de Rivera, como sigue pasando hoy día, ante un gran acontecimiento como será la Exposición Iberoamericana de 1929, las autoridades tratan de esconder todo el cinturón de miseria que rodea a la ciudad de Sevilla, cuyo nombre por cierto, creo que no se cita en toda la novela. Tras desalojar a todas estas barriadas chabolistas los enviarán a un sitio donde no molesten ni sean una molestia para la vista de las gentes de bien, el barrio de Villalatas, donde la miseria es el pan nuestro de cada día. La imagen que nos pinta el autor es tremenda, hambre, pobreza, bajos instintos, y otras lindezas, que están narradas de forma brillante y te hacen ver el barrio con una realidad dolorosa.

El centro de la vida del barrio es la taberna de Doña Paquita, que lleva ahí desde tiempo inmemorial, y que lejos de ser una simple taberna es la casa de putas mas popular de la zona y toda una institución local. Aquí vienen a parar nuestros tres personajes. Gonzalo, hijo de una de las putas, que fue llevaba al prostíbulo por las monjas del Hospicio de la Santísima Trinidad, en teoría para servir de criada, en realidad para bajarle las bragas la primera noche, con 13 años y subastar su virginidad al mejor postor. Gonzalo se cría en la casa de putas y es ahí donde conoce al amor de su vida, Ché, una impactante belleza de ojos verdes y fríos que va a vivir con su madre, también prostituta al morir su abuela, que era quién la estaba criando. La vida en la taberna no es fácil para nadie, y vemos como todos los personajes sufren por sobrevivir, cada uno como puede. La historia de amor entre Gonzalo y Ché estará plagada de desencuentros. A veces la vida es así de perra y nos lleva a cada uno por caminos que no se cruzan. 

A estos dos personajes se unirá Davinia, una mujer de fuerte carácter y gran personalidad, fuera del uso de las señoritas de la época, gran terrateniente y que hace y deshace a su antojo. Proveniente de una mezcla de culturas y razas que la hacen única y que se debatirá entre su sentido de la justicia y las ganas de ayudar a la pobre gente que la rodea en un barrio mísero como Villalatas.

El título del libro que viene a raíz de uno de los trabajos que desempeñará durante algún tiempo Gonzalo, viene de la costumbre de finales del siglo XIX y principios del XX de fotografiar difuntos para tener un recuerdo suyo como si aún estuvieran en vida. Pero es simplemente una pincelada más de la novela y no su eje narrativo.

La historia me ha gustado, sobre todo el lenguaje del autor, que recuerda a las gentes de antes, ya no se habla así de bien hoy día. El realismo que imprime a sus escenas me ha recordado a veces al Fortunata y Jacinta de Galdós, sobre todo el de los bajos fondos de Fortunata. El hilo narrativo salta en el tiempo hacia atrás o hacia delante dependiendo de las necesidades del autor de explicar con detalle los motivos que han llevado a los personajes hasta el punto en el que se encuentran. Eso si, al menos en mi caso, el libro ha sido de lectura lenta y pausada. Es un libro de invierno.

EL RETRATISTA DE LOS NIÑOS MUERTOS, SIETE.

PD: Historia entre dos aguas, la de las supersticiones, ignorancia y miseria del s: XIX y la de la electricidad, los avances y los nuevos tiempos que prometían el s.XX.


viernes, 28 de junio de 2019

Piso para dos, Beth O'leary

Hola todos.

Vamos a hacer un paréntesis en medio esta ola de calor con un libro muy refrescante, tanto en continente como en contenido, y así nos olvidamos un poco de los más de 40 grados que tenemos por aquí. Hoy os traigo Piso para dos, de Beth O'leary, el libro está editado en tapa blanda por Suma de letras y tiene 494 coloridas páginas. 

Estamos en Londres, una ciudad cara para vivir donde no es fácil encontrar alojamiento. Para ahorrar unas libras mensuales  Leon, enfermero de profesión, ha decidido innovar en el terreno de compartir piso, y ha empezado a buscar un compañero o compañera para compartir un único piso con una única cama. Leon tiene el turno de noche y alquilaría el piso durante todo el día y los fines de semana. Esta idea no le acaba de cuadrar del todo a Kay, la novia de Leon, que se atribuye la gestión del alquiler del piso, sobre todo si la que llama es una chica. Al fin y al cabo van a compartir cama...

Además la vida de Leon no es nada sencilla, aparte de su relación con altibajos con Kay, está muy preocupado por su hermano Richie, que está en la cárcel acusado de un robo que él dice que no ha cometido, aunque nadie más parece creerle y claro, también está su madre, con una autoestima basada en el hombre de turno que tiene al lado. Su trabajo tampoco es que ayude mucho en ese sentido, es el enfermero de Holly, una niña de ocho años con leucemia y del señor Prior, un anciano muy enfermo que teje unas bufandas fabulosas.

Por otro lado tenemos a Tiffy, una editora de libros muy poco usuales, ahora mismo está muy volcada con el libro de Katherin, trata sobre ganchillo y Tiffy tiene mucha fé en los libros de "hazlo tú mismo". En la editorial también trabaja Rachel, una de sus mejores amigas, y mujer de armas tomar. Para completar su círculo tenemos a su amiga Gerty y a su amigo Mo, compañeros desde la universidad y que son la cara y la cruz, Gerty muy seria y estricta y Mo, muy sensible y comprensivo. Tiffy es un espíritu libre y con un estilo muy personal en todo lo que hace, aunque en su pasado hay algo muy oscuro, Justin.

Con estos mimbres se construye una historia fresca y veraniega, ligera y amable, de esas que de vez en cuando necesitamos leer, de muy fácil lectura, pero que engancha de verdad. Cada capítulo está encabezado por uno de los dos personajes, mostrándonos su modo de ver la realidad. Los diálogos son muy ágiles, y muy fieles a las personalidades de Tiffy y Leon. No descubro nada si os digo que Tiffy acabará siendo la compañera de piso y "cama" de Leon a pesar de que por sus horarios apenas coinciden en el tiempo en el susodicho piso y que prácticamente toda su relación será a través de notas y post its que se van dejando por todas partes. Como única pega puedo decir que tal vez todos sabemos como acabará el libro, pero esto no tiene ninguna importancia, ya que estaréis deseando que acabe así.

Si queréis una lectura tipo alta comedia romántica al más puro estilo hollywodiense no podéis dejar escapar este libro, os encantará. Y tiempo al tiempo si no acabamos por ver esta historia en la gran pantalla.

PISO PARA DOS, OCHO.

PD: Mucho cuidado con el próximo post it que dejéis. 



 

martes, 16 de abril de 2019

La novia perfecta, Karen Hamilton

Hola a todos.

Aquí estoy otra vez con una nueva propuesta para estos días en los que tenemos un poco más de tiempo para dedicar a la lectura. Hoy os traigo La novia perfecta, de Karen Hamilton. El libro está editado por Suma en tapa blanda y tiene 432 páginas que os atacarán más los nervios que la peli de Almodóvar. 

Juliette está  muy enamorada de su novio Nate, un chico de buena familia, piloto comercial y un poco picaflor. Está tan enamorada que todo le da igual, su único objetivo es convertirse en la novia perfecta, glamurosa y a la altura de la estirada familia de Nate. Para ello será capaz de hacer cualquier cosa, pasar por encima de quien sea e ir siempre a piñón fijo, remando en la única dirección posible, hacia adelante. Cualquier obstáculo que encuentre en el camino será eliminado, obviado o reconducido para que se avenga a sus fines. Incluso si ese obstáculo es el mismo Nate.

A pesar de la resolución que presenta Juliette en todo lo que hace, es una mente atormentada. Atormentada por la muerte de su hermano pequeño de la que se culpa, ya que murió ahogado a los cuatro años cuando estaba a su cuidado, aunque ella solo tenía diez y estaba haciendo algo que debería haber estado haciendo su madre, siempre ocupada entre novios y su amor a la bebida y a las flores... Atormentada también cuando su madre para deshacerse de ella la manda a un internado, dónde el resto de las chicas le hizo la vida imposible, especialmente la perfecta Bella, que encarna todo lo que ella quiere llegar a ser y no es. Perfecta, líder natural, una reina en todas las facetas de su vida. Para ganarse su aceptación también sería capaz de hacer cualquier cosa. Lo que sea.

De momento ha empezado por hacerse azafata de vuelo, para así estar más cerca de su adorado Nate, aunque esto él aún no lo sabe... Ha decidido que necesita una amiga, la amistad es a veces un mal necesario, pero útil. Amy, su compañera en el curso de instrucción de azafatas será una buena opción. No estaría de más hacerse con las llaves de su casa y pasar por ahí cuando ella no esté, total, también posee las de Nate.

Novela de esas que agobian, por la personalidad de la protagonista, una encantadora y preciosa desequilibrada obsesiva, capaz de todo para conseguir sus propósitos, que te pone la piel de gallina sólo de pensar que pueda haber gente así. La trama cumple su función y no sólo entretiene, también crea adicción, mucha. Aunque sea para ver en la siguiente página que locura pasa por la cabeza de nuestra Juliette y como se convence de que eso es lo mejor que puede pasarle a todos. ¿Porque lo es, verdad? Nadie puede pensar que no, es lo más conveniente, todos tendrán que estar de acuerdo con ella y verán lo maravillosa que es, y vivirán todos felices, porque si no... 

De sencilla lectura, con un puntito didáctico sobre la forma de vida de azafatas y pilotos, y sus vidas controladas por horarios, viajes, distintos países cada semana y como no, muy inquietante saber que puedes estar en manos de una Juliette sin saberlo.

LA NOVIA PERFECTA, OCHO.

PD: Si tienes a la novia perfecta, tal vez deberías fijarte bien, y observarla, por si  tiene ese puntito Misery de Stephen King que tanta vidilla le da a vuestra relación y decide dar un paso mas allá...

miércoles, 10 de abril de 2019

El intercambio, Rebecca Fleet.

Hola a todos.

¿Qué tal, con ganas de vacaciones de Semana Santa? Afortunados aquellos que puedan disfrutarlas.

Para hacer estas vacaciones un poco más amenas, o para quien pueda leer a ratos perdidos entre procesión y procesión, visitas a la playa (si el tiempo lo permite) o cualquier otro plan estupendo que hayáis planeado, hoy os traigo un libro de lectura rápida y con intriga. Perfecto para estos días. 

Se trata de El intercambio, de Rebecca Fleet. Está editado en tapa dura por Suma de letras y tiene 422 páginas (y esto os va a encantar) con un tipo de letra ENORME. Aquellos despistados que os olvidáis las gafas no tenéis excusa para no leer con este libro.

Caroline y Francis son un matrimonio al uso, ya llevan unos cuantos años casados y tiene un hijo pequeño que aún va a la guardería llamado Eddie. En principio todo muy normal ¿verdad? Pero claro, todos sabéis que las cosas nunca son lo que parecen, sobre todo visto desde dentro. Este modélico matrimonio está en crisis. Caroline ha conocido a alguien en la oficina y está empezando a tontear y todos sabemos como  empiezan estas cosas y lo mal que suelen acabar. Francis por su parte es un psicólogo con una adicción a las pastillas bastante considerable, y como no, cuando ve que su matrimonio empieza a hacer aguas se refugia en ellas totalmente, pasando de la incómoda realidad que le rodea, pasando incluso de su hijo.

Para poner un parche, o tratar de solucionar  o amarrar un tiempo más su matrimonio deciden hacer una escapada sin el niño. Caroline se ha registrado en una página de intercambio de casas en el Reino Unido. Alguien le escribe un email  proponiéndole cambiar sus casas durante una semana, y ella, pensando en el bien de su familia acepta, sin saber claro está, que estas pequeñas vacaciones puedan traer todo lo contrario. 

La historia está contada en dos tramas temporales. La primera en 2013, donde comienzan los escarceos de Caroline con Carl. La segunda transcurre en 2015, cuando la historia de amor es agua pasada y tratan de recomponer los trozos que quedan de su matrimonio. Envolviendo todo esto hay un gran misterio, una gran tragedia que lo oscurece todo y de la cual aún no tenemos noticia. Tengo que confesar que me ha costado un poco entrar en la historia, ya que para mi gusto la primera mitad transcurre algo despacio. Caroline es del tipo analítico y no para de analizar cualquier situación, el polo opuesto tanto de Carl, que parece absolutamente perfecto en todos los aspectos, siempre seguro de sí mismo y de lo que hay que hacer, y también lo contrario de Francis, su marido, que como una tortuga tiende a esconderse de la realidad. A partir de cierto momento si que te atrapa la trama y no paras de pasar hojas hasta llegar al desenlace. 

Como ya os he dicho más arriba es un libro perfecto para llevar de vacaciones, se lee rápido para los que tienen pocos días y os mantendrá pegado a sus páginas pensando qué haríais vosotros en las situaciones que plantea la novela, que por cierto, no son nada fáciles.

EL INTERCAMBIO, SIETE.

PD: Si alguien de los que me leéis estáis registrados en alguna página de intercambio de casas, la lectura de esta novela os hará cancelar vuestra solicitud de inmediato.

sábado, 23 de febrero de 2019

Las cenizas de la inocencia, Fernando Benzo

Hola a todos.

¿Qué tal va todo? ¿Tan liados como yo? Como estoy estudiando una oposición y el tiempo no me sobra precisamente, he decidido hacer unas mini reseñas hasta que pasen los exámenes y pueda volver a disponer de mi tiempo, así no tendré que dejar el blog totalmente abandonado. Espero que os gusten.

Para empezar os traigo una novela negra ambientada en los años 40, en plena posguerra. Se trata de Las cenizas de la inocencia, de Fernando Benzo. El libro está encuadernado en tapa dura, está editado por Plaza y Janés y tiene 313 páginas.

Madrid, años 40. La vida de Emilio "El Monaguillo" , hijo de Marita "La Olorosa", transcurre entre partidos de fútbol y las clases desinteresadas del párroco del barrio. Ambos viven sumidos en la pobreza, pero dentro de su miseria son felices. Marita es una madre divertida y nada al uso con la que es imposible aburrirse, un poco coqueta tal vez, con sus novios de ida y vuelta que suelen durar poco. Siempre ilusionada, siempre feliz, al menos eso parece visto desde fuera...

Esta rutina viene a interrumpirla Nico, un joven maleante que decide tomar a Emilio como aprendiz de delincuente y así acabará conociendo el club Dixie. El Club más oscuro de Madrid, y también el más atípico, un club donde suena el mejor jazz americano y donde brilla con luz propia una prometedora cantante, aún desconocida para el gran público, Asia Luján, que cuando se baja de los escenarios vuelve a convertirse en la anodina Rosita Muñoz. En este club, propiedad de Raimundo Giralda, es donde en oscuros reservados viven sin mezclarse los dos grandes jefes de los negocios turbios madrileños, Don Matías, un hombre normal e incluso frugal en sus costumbres, pero con un gran poder gracias a la información que obtiene de los chicos que recoge de los orfanatos y a los grandes beneficios que obtiene con el contrabando de todo lo que se puede encontrar en el mercado negro, en pleno auge gracias al limitado uso de las tarjetas de racionamiento. Y como contrapunto tenemos al aristocrático Jorge Lanza, heredero de un gran apellido de rancio abolengo  pero sin ningún beneficio que ha recuperado su esplendor gracias a sus oscuros tejemanejes. Cuando los intereses de ambos hombres choquen la guerra será inevitable.

Como tercero en discordia tenemos al repugnante comisario Gante, que se vende al mejor postor o a todos los postores a la vez, y que únicamente busca su propio beneficio, utilizando su cargo para medrar entre la miseria que le rodea.

La historia es buena, la ambientación me ha gustado mucho, es otro de esos libros que se leen y se imaginan en el blanco y negro que asociamos a la posguerra. Los personajes están bien definidos y la trama es interesante. Como punto negativo diré que me ha costado entrar en la historia a pesar de no ser un libro extenso y también que no es una novela de lectura rápida. Aún así es una historia amena y entretenida con la que pasar un buen rato.

LAS CENIZAS DE LA INOCENCIA, SIETE Y MEDIO.

PD: La de cosas que se pueden hacer a bordo de un tren...

miércoles, 2 de enero de 2019

Bajo un cielo escarlata, Mark Sullivan.

¿Aún recuperándonos de los excesos navideños? Para hacerlo más fácil o como sugerencia para sus Majestades los Reyes Magos os traigo hoy una historia muy bonita y amena. Se trata de Bajo un cielo escarlata de Mark Sullivan. Está editado por Suma de letras en tapa blanda y tiene 574 páginas.

Pino Lella es un joven milanés que en 1943 solo se preocupa por la música y por las chicas, que dicho sea de paso, no le toman muy en serio. Su máxima preocupación es dar vueltas por Milán con su hermano pequeño Mimo y su mejor amigo Carletto y ayudar en la tienda de bolsos de su padre Michele o en la de maletas de su tío Albert. Tanta placidez llegará a su fin con la "toma" de Italia por el ejercito nazi. Ante el control de las fuerzas alemanas de Milán y el comienzo de los bombardeos aliados sobre la ciudad los padres de Pino y Mimo deciden sacarlos de la ciudad y enviarlos al refugio de montaña regentado por el padre Re. En este refugio y siguiendo las instrucciones del sacerdote, Pino dejará definitivamente atrás su niñez, y a espaldas de sus padres, que lo imaginan seguro en el refugio, participará en una red clandestina dedicada a ayudar a escapar a los judíos a través de pasos escarpados en los Alpes. A él se unirá más adelante su hermano Mimo.

Esta etapa llegará pronto a su fin cuando al cumplir los dieciocho años los nazis deciden reclutar a Pino. Ante su total oposición sus padres le instan a presentarse voluntario para que pueda acceder a la Organización Todt, ya que estos tan solo construyen cosas y no van a la guerra. Pino considera esto una total cobardía, pero no le queda otra opción que acceder para no contrariar los deseos de sus padres. Pino sufrirá mucho ya que tendrá que llevar una esvástica en el brazo, ante la total incomprensión de amigos, vecinos y de su propio hermano Mimo. Su suerte dará un giro inesperado cuando, por casualidad, su destino se cruce con el del general Leyers, máximo representante del régimen nazi en Milán y del que acabará siendo su chófer y a veces hará las funciones de traductor ante el mismo Duce o el cardenal Schuster. Puesto clave que usará para convertirse en espía para los partisanos que buscan la liberación de Italia de los alemanes y de los Camisas Negras fascistas. A partir de aquí Pino correrá muchos riesgos, pero también se enamorará perdidamente de la bella Anna Marta. Dieciocho años son dieciocho años incluso en tiempo de guerra, afortunadamente.

La novela está dividida en un prólogo, cinco partes y un epílogo llamado POSTGUERRA donde sabremos cual es el destino de los personajes después del conflicto. Tengo que decir que me encantan las novelas ambientadas en la Segunda Guerra Mundial, y lo que más me ha llamado la atención de este libro es que la cuenta desde la posición italiana. No la Italia fascista, sino la parte italiana que quería verse libre de alemanes y Camisas Negras. Es un punto de vista sobre el que no sé si es que se ha publicado poco o al que por circunstancias yo no he tenido mucho acceso, pero me sentí inmediatamente atraído cuando leí la sinopsis de la novela. La ambientación del Milán en guerra bajo el asedio de los bombardeos está muy lograda. Las salidas de la ciudad en tren de los ciudadanos para dormir al raso en pleno campo y volver por la mañana a la ciudad para contemplar los destrozos causados por las bombas y ver si sus negocios o sus casas seguían en pie me ha parecido muy curioso y muy duro a la vez. El hambre, el desabastecimiento o como poco a poco van saliendo a la luz los secretos ocultos por los nazis, como la mano de obra esclava, que Pino llama "los hombres grises", explotados hasta la extenuación, o los cargamentos de judíos en vagones destinados a reses de camino a los campos de concentración, en este caso Auschwitz, muchos hacia una muerte segura. La clasificación de los prisioneros, los diezmados para responder a los ataques de los partisanos italianos contra los nazis, en fin, la barbarie que todos sabemos que tuvo lugar y que está muy bien explicada en la novela antes los sorprendidos ojos de un muchacho que acaba de empezar a vivir.

La historia está narrada de forma muy clara y es muy sencilla de leer y atrapa desde el principio. La mayoría de los personajes son reales, lo que le añade crudeza al relato. No podremos evitar simpatizar con algunos personajes poco recomendables en algunos casos y odiar a otros sin medias tintas. Veremos la atrocidad de los actos de revancha llevados a cabo nada mas acabar la guerra por parte de gente "civilizada" sin razón y a veces ocultando otros motivos.

En fin, una historia muy recomendable para empezar este nuevo año, e incluso diría que necesaria, viendo los nuevos aires que soplan en la política nacional... Como pequeño "pero" diré que la trama argumental de amor resulta un poco tópica y predecible, pero que no le quita al libro ni un ápice de belleza a una historia heroica y desconocida de la Segunda Guerra Mundial.

BAJO UN CIELO ESCARLATA, OCHO.

PD: Atentos a los efectos secundarios de la novela, os encontraréis echando de menos a Pino y al Milán de los años cuarenta. Avisados estáis.